Información y venta: C/ Caballeros, 12, 42002 Soria

Esta época incierta que estamos viviendo, ha cambiado nuestra percepción del día a día y nos ha hecho replantearnos nuestras prioridades. El confinamiento ha sacado a la luz la importancia de la vivienda y ha puesto en valor aspectos que hasta entonces pasaban desapercibidos.

Confinamiento

El confinamiento supuso quedarse en casa para evitar los contagios. Sin duda fue una situación dura, anómala e inesperada, pero también nos ha permitido tomar conciencia de las verdaderas necesidades en nuestras viviendas.
Pasar tanto tiempo en casa, nos hizo valorar mucho un elemento al que antes no dábamos tanta importancia: las codiciadas Terrazas. Durante el estado de alarma distinguimos entre los que contaban con amplias terrazas en las que poder disfrutar al aire libre desde sus casas y los que no.
Más adelante, durante la etapa de los paseos, la sociedad puso también en valor el hecho de vivir en zonas tranquilas frente a las aglomeraciones, con zonas verdes y parques alrededor donde poder pasear y hacer deporte frente al asfalto del centro de las grandes ciudades.
El tamaño de la vivienda ha sido otro de los factores determinantes. La necesidad de pasar 24 horas en un lugar concreto, aunque sea nuestra casa, nos lleva a hablar de confortabilidad y habitabilidad. Esto es, contar con un tamaño de casa y un número de habitaciones acorde al número de habitantes para una convivencia agradable y feliz.
Un reciente estudio, indica que un 17,1% de los ciudadanos de la Unión Europea vivía en hogares superpoblados en 2018, lo que significa que no tenían suficientes habitaciones en relación al tamaño del hogar. Este tipo de hogares pueden haberse sentido aún más pequeños durante el confinamiento con niños que juegan en la misma habitación que los padres tratando de teletrabajar. Además, los ambientes superpoblados pueden presentar un mayor riesgo de propagación del virus. Se considera que una persona vive en un hogar superpoblado si el hogar no tiene a su disposición un número mínimo de habitaciones equivalente a: una habitación para el hogar; una habitación por pareja; una habitación para cada persona soltera de 18 años o más; una habitación por cada pareja de personas solteras del mismo sexo entre 12 y 17 años de edad; una habitación para cada persona soltera de 12 a 17 años de edad que no esté incluida en la categoría anterior; una habitación por cada pareja de niños menores de 12 años.
En definitiva, el confinamiento ha cambiado nuestros intereses a la hora de buscar nuevas viviendas. Desde Grupo Herce, empresa referente en el sector de la construcción, afirman que “en estos últimos meses, y como consecuencia del confinamiento, las consultas para adquisición de viviendas se orientan hacia terrazas amplias, espacios con mucha luz natural, con más metros y dormitorios, en ubicaciones rodeadas de zonas verdes y deportivas”

¿Y si dos miembros de la familia teletrabajan?

Según una encuesta realizada en el mes de abril, en el marco de los Premios Empresa Flexible, el 65,2% de los hogares encuestados contaban con dos miembros de la pareja teletrabajando. Además, en el 57,6% estaban compartiendo las responsabilidades domésticas (limpieza, comida, lavado de ropa, etc) y, en el 28,8%, el cuidado de las personas dependientes. Se da la particularidad de que en el 39,4% de los hogares encuestados no había menores ni mayores a cargo en esas fechas.
Estas cifras suponen un importante distanciamiento de los datos previos a la crisis sanitaria del Covid-19 en cuanto al teletrabajo en nuestro país.

Hogar confortable

Permanecer las 24 horas en casa supone que tengamos la necesidad de disfrutar al máximo de la vivienda. Esto se consigue con:

1. Luz Natural: La presencia de luz natural en nuestra vivienda resulta vital, ya que nos hace estar más sanos y ser más felices, puesto que mantiene una relación directa con nuestro estado de ánimo. Los europeos que viven en edificios húmedos o sin luz natural tienen más posibilidades de tener una salud deficiente.
Además, si somos de los que tenemos integrado el despacho u oficina en nuestra vivienda, también debemos fomentar la entrada de luz natural, ya que la presencia de ésta se vincula con la productividad. Por su parte, para los más pequeños también es imprescindible contar con ella en sus dormitorios y cuartos de estudio, ya que podían mejorar hasta un 15% sus calificaciones.
2. Ventilación: Aunque con las gélidas temperaturas que caracterizan los meses de invierno, algo que conocemos bien en Soria, pueda darnos más pereza que de costumbre abrir las ventanas para ventilar, esta acción es muy necesaria durante todo el año para renovar el aire del interior de nuestra vivienda. Con este simple gesto, aumentamos las posibilidades de evitar afecciones, dolencias alergias o incluso el insomnio, un mal que afecta a más de 4 millones de adultos españoles según los datosde la Sociedad Española de Neurología.
3. Domótica: Hoy en día, la domótica busca hacernos la vida más fácil en el hogar, ya que nos permite programar automáticamente desde cualquier parte y en cualquier momento los distintos elementos de nuestra vivienda. Una solución que busca unamayor comodidad y practicidad, mientras hace posible un notable ahorro energético y, con ello, una reducción en nuestra factura mensual. El control de la iluminación, de las persianas o de la climatización son solo algunas muestras de esta tecnología inteligente, así como la programación de electrodomésticos y el control de la apertura de ventanas.

Sin duda, uno de los mejores aliados del confort, ahorro y salud en el hogar. No solo se encarga de hacernos la vida más fácil y cómoda, sino que mantiene la temperatura ideal en verano e invierno para optimizar recursos y que consigamos ahorrar en la factura de la calefacción, ya que, por ejemplo, el uso correcto de las persianas ahorra hasta un 5% del consumo energético de nuestro hogar.

 

Certificación energética

La rehabilitación energética es la estrategia más efectiva a la hora de disminuir el consumo de energía en los edificios. Gracias a medidas como mejorar el aislamiento de fachadas, cubiertas y ventanas y al control de la ventilación se reduce la demanda energética en climatización, que es el principal foco de gasto energético en los hogares.
Teniendo en cuenta que el 20% de la energía que se consume en España se gasta en nuestros hogares, parece imposible confiar en el cumplimiento  compromiso legal adquirido por los países europeos para mejorar la eficiencia energética de los edificios.
Si bien, los edificios de última construcción y con los mejores materiales, posibilitan un futuro sostenible y una habitabilidad única. Soria, que actualmente cuentacon cuatro edificios catalogados como A, en breve contará con uno más. El más novedoso diseñado para una confortabilidad única en todos los sentidos.

BLACK FRIDAY

2.000€

para amueblar tu piso

 

En tiempos difíciles, queremos ponértelo aún más fácil. 

Reservando tu piso antes del 30 de Noviembre, te entregamos un cheque regalo de 2.000€